Un altar de ángeles es un lugar donde puedes conectarte mentalmente y espiritualmente con tus ángeles y seres divinos en una área determinada de tu casa, aunque esto no es limitativo pues tu ser interior puede conectarse con la energía Divina en cualquier lugar y a cualquier hora, el objetivo que nos ocupa será el de tener una área determinada para anclar la energía en un área específica permanentemente.

Puede ser un lugar pequeño donde el recogimiento y la armonía estén presentes a la hora de hacer tus oraciones, meditaciones, visualizaciones o depositar tus ofrendas y pedidos. El área del altar es un lugar que te conecta con la energía Divina por su simbología, ambientación, objetos queridos, fotos de ángeles o imágenes representativas de los ángeles, mensajeros y sus guías espirituales.

La Dedicatoria del altar

Hay que dedicarlo a un Arcángel o a un ángel determinado por ti, puede ser tu ángel guardián, o al Arcángel Miguel, al Arcángel Rafael o a un Maestro de Sabiduría, a quien tú quieras y con quien te sientas más identificado. El dedicarlo a este ser de Luz te conecta emocionalmente con ese ser y tendrá un significado especial muy personal. Puedes elaborar un altar familiar si algunos miembros de tu familia están motivados para ello y se identifican con tu fe en los ángeles, es ideal para que los niños se involucren en actividades positivas y aprendan lo que es la oración y la espiritualidad por medio de los ángeles.

Dónde Colocar el Altar

Busca una área dentro de tu casa o tu jardín si lo prefieres, para armar tu altar, que sea un lugar limpio y ventilado si es en el interior de tu casa y que este retirado de la puerta principal o en donde no circulen las personas para evitar que se tropiecen con el, es preferible en un cuarto donde no haya muchas cosas alejado de la puerta de entrada donde no haya tampoco mucho ruido, si gustas también puedes hacer un altar movible y que lo organices cada vez que lo necesites es una opción cuando no tienes mucho espacio.

Material para el Altar de Ángeles

* Una mesa pequeña, preferiblemente de madera.
* Un mantel de algodón u otra fibra natural de color blanco.
* La Imagen del Ser al cual estará dedicado, ángel, arcángel, maestro o guía espiritual. (Preferiblemente no dedicarlo a personas ya fallecidas)
* Dos floreros pequeños con flores naturales de seda o tela. Las naturales siempre serán mejores.
* Dos candelabros para las velas, pueden ser de metal, barro, cerámica o cualquiera que sea de tu agrado.
* Dos velas blancas para tus candelabros.
* Una Campanita con sonido armonioso, un cuenco o campana tibetanos.
* Algunas imágenes de querubines, ángeles, vírgenes, maestros o seres divinos.
* Una copa para colocar agua bendita, representando el bendito elemento agua.
* Una copa para colocar tierra natural del jardín o tierra de macetas, puedes colocar algunos cristales de cuarzo también dentro, si te gustan los cristales.
* Un pequeño incensario. También incienso de varitas o de cono según el incensario que consigas, es también bastante bueno el incienso de lágrima o sea la resina natural, pero necesitarás carbones encendidos a la hora de usar este tipo de incienso úsalos con mucha precaución.
* Un pequeño vaso con azúcar y otro igual con sal marina.
* Cerillas de madera para cuando prendas tus velas.
* Una caja pequeña de madera o cualquier caja para colocar tus cartas o pedidos a los ángeles, tu gusto personal es importante.
* Una silla, sillón o reclinable donde puedas sentarte cómodamente para hacer tus oraciones, escribir o meditar.

Identifica las 4 direcciones

Utiliza la brújula para identificar las cuatro direcciones. Coloca la imagen de cada arcángel según la dirección:

Arcángel Miguel: Sur
Arcángel Gabriel: Oeste
Arcángel Rafael: Este
Arcángel Uriel: Norte

Coloca objetos representativos de los 4 elementos

A cada arcángel le corresponde a un elemento:
Arcángel Miguel: Fuego
Arcángel Gabriel: Agua
Arcángel Rafael: Aire
Arcángel Uriel: Tierra

Escoge velas de colores

Las velas de colores representan tus peticiones según la energía que buscas atraer a tu vida. Hay distintos significados para los colores y, sobre todo, es importante lo que signifique para ti cada color.

Cada arcángel tiene a su cargo un color del arco iris. Las vibraciones de cada color te pueden ayudar a deshacer bloqueos, sanar enfermedades y fomentar el bienestar en tu ser.

Cómo usar las velas

Prende velas del color que represente tu deseo o petición en tu altar.Blanco: Pureza
Rosa: Amor con dulzura y amistad
Azul: Paz
Amarillo: Sabiduría, poder
Rojo: Energía
Morado: Espiritualidad
Verde: Sanación

-Medita con las llamas de las velas para dar forma a tus pensamientos y cambiar a voluntad tu conciencia de la realidad.
-Ofrece a cada arcángel una vela con su color representativo como una manera de aceptar sus bendiciones y honrar su energía.

La Simbología Universal o Angélica en el Altar

Puedes anexar una Biblia, tu rosario, el libro de meditaciones, una libreta para anotar tus experiencias en las meditaciones o para crear tus propias oraciones, cuando estés en el altar. También anexa algunos artículos personales que te conecten y recuerden a tus ángeles, guías o maestros espirituales.

Asegurarte de que cuando esté completo tu altar estén los elementos presentes: Agua, Tierra, Fuego, Madera y algo de Metal para que haya armonía elemental. Si puedes conseguir una o dos piñas de pino será un buen símbolo de longevidad e inmortalidad como tus ángeles.

El altar es el lugar donde te desconectas del mundo materialista y te conecta con el mundo espiritual, procura que este siempre limpio, perfumado con aceites esenciales naturales, que este iluminado y que no tenga demasiados objetos.

También puedes anexar símbolos espirituales en la pared, como estrellas de 6 puntas, con una de las puntas hacia arriba, el símbolo del infinito (como un 8 pero acostado) un círculo o la pirámide, una Cruz Cristiana (con o sin el Cristo crucificado es tu decisión), una Cruz de Malta, las palabras Yo Soy o cualquiera de los símbolos que representen universalidad y espiritualidad.

La Colección Espiritual en el Altar

Escoge o escribe una oración a los ángeles. Con un palito de incienso o un sahumerio, limpia con humo alrededor de todos los objetos y del altar mismo mientras rezas la oración. Para terminar, da las gracias por la presencia de Dios y sus ángeles en tu vida y pídeles que bendigan tu altar.

Repite el proceso de purificación con humo cada vez que vayas a usar tu altar y cuando añadas objetos o elementos nuevos. Mantén el altar libre de polvo y objetos que no pertenezcan en él. No permitas que nadie ponga otras cosas en tu altar o toquen lo que contiene. Asegúrate de poner agua en un plato debajo de las velas para evitar accidentes.

El altar angélico es más que un lugar con objetos queridos o representativos de la espiritualidad o los ángeles, es un lugar donde te conectas con ese estado de felicidad y paz tan necesario para percibir a tus ángeles, pues los ángeles buscan y les agrada, la armonía, la pureza y la paz, el altar de los ángeles, es ese lugar especial dedicado al ser que más te ha acompañado desde siempre y que te ama tanto que gustaría tener un lugar en tu hogar para que lo tengas presente cada día de tu vida así como lo llevas en tu corazón. Háblale, escríbele, cántale, dibuja, pinta u ora y medita con él.

¡¡Que el Creador los bendiga siempre y que los ángeles los guíen por el sendero de la Luz!!

Con información de: enfemenino.com, angelesymilagros.about.com

https://compartiendoluzconsol.wordpress.com